viernes, 29 de enero de 2010

Clarín vs. Perfil: munición gruesa

¡Dos diarios enfrentados!
¡Dos colosos del periodismo en una pelea que usted no se puede perder!
¡Sin peleas preliminares!


¡Wiñazki vs. Fontevecchia!
Y sin los comentarios molestos de Osvaldo Príncipi...


Wiñazki publicó en Clarín el viernes 15 una nota llamada: “El Gobierno crea grupos de medios oficiales y ultrakirchneristas”. La parte que hizo enojar a nuestro buen amigo Jorgito y motivó un "intercambio de mensajes civilizado" fué la siguiente:

“hay que hacer una revisión de los últimos dos años, donde el desmanejo de la pauta oficial es notorio, beneficiando a grupos que dependen exclusivamente de los fondos oficiales para su supervivencia y consiguen de esta manera el padrinazgo oficial, un caudal publicitario que no coincide con el número de lectores ni la audiencia que tienen”


Fontevecchia se calentó, abandonó las formas republicanas, cazó la computadora y:

...le critiqué a Wiñazki la visión clarinocéntrica del problema, que no comenzó en 2008, por lo que no sólo “habría que hacer una revisión de los últimos dos años”, ni fue Clarín en particular el medio afectado, sumada a las notorias omisiones que tenía su relato. A partir de allí, se generó un intercambio de mails donde Wiñazki me pedía que prestara menos atención al pasado, que valorara, como valoran los periodistas que trabajan en Clarín, que ahora pueden hacer mejor periodismo y que no nos dividiéramos porque eso fortalece a quienes atacan a la prensa.

Se ve que le dijo ¡vaffanculo! porque luego, el director de Perfil, continúa así la nota del sábado 23:
...pienso que Kirchner es apenas uno de los tantos emergentes de nuestra decadencia, que tiene como sus verdaderos artífices a todos los sectores de excesiva concentración de poder: el peronismo, los sindicatos, en otra época los militares y las empresas multinacionales, y Clarín en el último cuarto de siglo. Por ejemplo, parte de nuestra decadencia se explica por la tendencia infantil a endiosar al presidente que asume, permitirle todo al comienzo, para luego, con la misma irresponsable superficialidad, demonizarlo y hacerlo responsable de los males del universo. (Nota: lo que luego califica como política procíclica de Clarín)

¡Uh! ¡Cross de derecha directo al mentón! ¡¡Tambalea Wiñazki!!
¡Y continúa descargando piñas a diestra y siniestra, por debajo del cinturón, cabezazos, le muerde la oreja, le mete los dedos en los ojos, le tira sal en la heridas y trae a colación las aventuras sexuales de su madre! Pero lean ustedes el artículo...


Wiñazki no se iba a quedar callado y le respondió ayer, jueves 28:

...Fontevecchia sostiene una teoría que legitima esos giros. "Es mejor ser anticíclico que próciclico" enuncia con su reconocida jerga epistemológica y autoeticista. Quiere decir: es mero clientelismo periodístico criticar a Kirchner ahora que son tantos quienes lo critican. No es bueno ir en favor de una corriente de opinión dominante. Sería más efectivo avanzar más bien en contra de ella.

Esa es una lectura. Cabe otra: es mejor, para algunos empresarios periodísticos, no criticar al Gobierno ahora, porque es ahora, con Clarín bajo fuego, cuando sus competidores podrían beneficiarse con su eventual erosión. Es un cálculo errado y es una cruda especulación comercial. Y nada más.

¡¡Doble uh!! ¡La gente en la tribuna grita efervorizada al ver tanta sangre! ¡Piña! ¡Leña!, corean. Que lindo cuando esta gente no se quiere, ¿no?

- Esperaremos el Round 4. ¿Este fin de semana? ¡Hasta la próxima velada pugilística! ¡Chau, Osvaldo!
- "..."
- ¿Osvaldo?
- "..."
- Che... ...¡Osvaldo! ...¡Eh!... ¡Andácagá!

4 pusieron huevos y comentaron:

Pablo D dijo...

Perfil me desconcierta. A veces parece que Fontevecchia ensalzara muchos logros de Néstor (el domingo 9 de diciembre de 2007, un día antes que asuma Cristina, le dedicó -no sin unos cuantos palazos por los ataques que el gobierno, dice, le profirió, acá http://www.perfil.com/contenidos/2007/12/09/noticia_0004.html- un editorial más que elogioso, donde le agradece por sus cuatro años de trabajo), también uno de sus columnistas más destacados, ese Díaz, el que habla de economía, lo hace. Y otras, lo destroza. Lo de Clarín es patético. Sólo ellos importan, nadie más. De mirar tanto su ombligo han perdido la capacidad de confusión que tenían sobre "la gente", para hacer de sus negocios particulares, aspiraciones generales.

Mauri K dijo...

Excelente, porque lo estoy sigueindo el match.

Brian, rosarino en el Chaco dijo...

Más allá de lo que uno opine de Fontevecchia, cuando el tipo se propone opinar en serio, es muy interesante. A tal punto que fue uno de los que mejor analizó el debate por la ley de Medios. En este caso estoy seguro que este tipo de notas hacen "crispar" aún más a los "periodistas" de Clarín que, según Wiñazki, en estos últimos tiempos están felices de poder hacer periodismo, en la etapa opositora de su postura "procíclica".

Ricardo dijo...

A mi también me desconcierta a veces Perfil, Pablo. ¿Será, como lo denuncia Wiñazki, que están apuntando a ocupar una posición equidistante en el conflicto?
De todas maneras, a veces coincido con alguna parte de algún análisis de Fontevecchia. Y entrevista bien.

Mauri: gracias. Acá también lo vamos a seguir. Se pone interesante el asunto.

Brian: Coincido con vos. Y no son pocos los dardos que le tiró Jorgito a Clarín.
Con respecto a la Ley de Medios, escribí esto hace un tiempo:

Cómo votaría Fontevecchia si fuera Senador

¡Saludos y gracias por pasar!