domingo, 20 de junio de 2010

Bariloche sangra

Reposteo lo escrito por Pájara, del blog Papelera, en relación al asesinato de tres jóvenes en Bariloche, provincia de Río Negro.


No sé cuando la escuché por primera vez, pero si cuando fue la última vez que fui golpeada por la palabra "bajan" como si fuera una maza directa a mi cabeza.
Fue hoy.

"Bajan" es la expresión que la Bariloche suiza, clasemediera y turística usa para decir que los otros barilochenses, los del alto, los negros, los mapuches, los laburantes, van a la Mitre. La policía los persigue cuando "bajan" y en las calles se pregunta siempre porqué se permite el aluvión de los que "bajan a pedir", de los que "bajan a robar".
Pero ayer la policía mató de un tiro en la cabeza a un pibe de 16 años y otros dos murieron después por la acción policial, y los otros barilochenses, los que roban leña para la salamandra, los que no piensan en las pistas de esquí cuando nieva, los que viven en barrios que no son un pinar, bajaron al centro.

Bajaron sin diplomacia y sin embajadores. No traían en su protocolo el cántico ordenado, ni la pancarta moderada de "justicia", ni a oradores entrenados para la ocasión. Prendieron gomas, quemaron tachos, tiraron piedras. Y recibieron balas otras vez.

Ahora me acuerdo la primera vez que yo fui al Alto, a la casa de una vecina, Blanca, con la que tratábamos de militar bajo la forma de organización vecinal, alfabetización y lucha contra la nevada que había caído ese invierno de 1995.
A Blanca también la policía le había matado un hijo cerca del Tiro Federal. Y ella decía que le iban a matar a otro porque era "bocón". Blanca era una mujer pequeña y flaquísima que un día me dijo que lo que ella "no quería aprender" en la alfabetización "eran los números grandes" porque ella "no los necesitaba".

Quizás le mataron el otro hijo a Blanca, y quizás estaba ella también entre los que bajaron a patearle la cara a la Bariloche maquillada que silencia eternamente la miseria que crece atrás del Cerro Otto.

Al menos en mi geografía política siempre está el Alto de esa ciudad en la que nací.
Duele siempre, pero no siempre duele como hoy.

Y sumamos la firma acá.

Como decía en este post: aquellos que solicitan mano dura, represión, liberar la calle -y que no lo solicitaban cuando eran los ruralistas empachados los que cortaban rutas y desabastecían al país porque la intención era derribar a un gobierno democrático- siempre anteponen sus intereses de clase -y la excusa son los "superiores intereses del Estado"- a la vida humana misma.

Que los responsables -directos y políticos, en todos sus niveles- no queden impunes.

6 pusieron huevos y comentaron:

Almita dijo...

Hay cosas que no se pueden permitir más, a ningún precio. Sino, todo es decorado y bambalina.

Javier dijo...

Me llamo la atención el otro día cuando en 678 Sandra Russo introdujo el tema ( me parecio genial como sanbdra metio un tema que no sabemos si la producción queria tratar o no , eso hace un periodista de verdad y excelente como Sandra ) bueno decía me llamó la atención como Nestor Busso dijo que la policia de rio Negro tenía mas poder que el propio gobernador . Como puede haber pasado eso en tantas provincias ? La dictadura no se fue nunca ? Escuhlas lo mismo en Mendoza , en Buenos Aires , un gobierno electop popularmente no controla sus fuerzas de seguridad . La verdad es terrible pensarlo.


Un abrazo

ram dijo...

Cuando alguien dice "bajan", es más probable que lo diga en relación a "producir bajas", esto es, matar enemigos.
Un enemigo, para estos tipos, es cualquier protestón, peor si es morocho.
Supongamos un señor, tiene 50 empleados, les debe 3 meses de sueldo y se largan a protestar. ¿La policía va a meter en cana a este tipo por estafador de sus empleados o va a "proteger" la empresa de los posibles "delincuentes", que reclaman por lo que se les debe?
Quienes hablan de "seguridad", evitando hablar de lo que realmente quieren, que es "represión" - tienen muy claro que las "bajas" son útiles, necesarias y, sobre todo, calmantes para ideas y grupos indeseables. Así están diseñadas estas policías y no es de hoy, el "prócer" Ramón l. Falcón, ¿de dónde salió? de resolver delitos o masacrar (bajar) manifestantes?.

Ale Tupac dijo...

Sobisch fue gobernador de Neuquén, no de Río Negro..

Sujeto de la Historia dijo...

Creo que el contraste que marca la compañera del post que leímos fue muy claro: por un lado, "los ciudadanos", por el otro, "la horda" que baja, y la policía reprimiendo, como lo tienen en sus genes, a los pobres.
Un Asco.

Ricardo dijo...

Ale Tupac: tenés razón. El apuro no es buen consejero. Corregido y ¡gracias!

Almita: completamente de acuerdo.

Javier: parece que no. Hay muchos procesistas todavía en posiciones de poder, sobre todo en provincias donde el poder político no quiso, no pudo o no supo (para usar una frase post-Dictadura) democratizar a las fuerzas policiales.
Las Fuerzas Armadas, hasta no hace mucho, todavía querían ser el Partido Militar.

ram: tal cual. Están los que hablan de seguridad y están también -y son muchos más de los que se piensa, tengo compañeros en la facultad que piensan así- los que directamente dicen que hay que matar, como escarmiento.
A mi me resulta difícil de creer tal grado de desprecio por la vida humana en estudiantes de medicina.

Sujeto: esa manera de pensar está muy arraigada y viene desde muy atrás en el tiempo. Y en toda la Historia hay ejemplos de contraponer civilización con barbarie para justificar el aniquilamiento del otro que "amenaza".

Abrazos.