miércoles, 26 de mayo de 2010

El día después...

Terminó el tiempo del Rejunte Opositor "co-gobernando" (esa era su intención) desde el Congreso. Fueron. El oficialismo ya hizo usufructo de su inoperancia y falta de ideas: crecieron en imagen Néstor y Cristina, a medida que se hundían Cobos y el resto de impresentables. Pero a partir de ahora, habiendo acabado esa farsa, el gobierno no ganará mucho más sólo tirándole la pelota al Rejunte Opositor y gozando mientras éstos se hacen goles en contra. A partir de ahora es la gestión gubernamental la que fructificará o no, según se la pueda dirigir en la consecusión de objetivos palpables.


6 millones de argentinos salieron a las calles de Buenos Aires y muchos más en todas las capitales y ciudades del país (no quiero usar más la palabra "interior") para este festejo Bicentenario.
Lo que ocurrió en la 9 de Julio fue una fiesta. Tanto es así que en los Medios sólo pudieron tratar de invisibilizarlo (La Nación) o titular en positivo (Clarín, primera tapa dominguera en ¿años? que no es negativa para el gobierno).

Aprovecharon al máximo, eso sí, el culebrón del Colón. Mirando hacia atrás: ¡que bien hizo Cristina en declinar su asistencia! Para empezar: presentaron por TV Catalina D'lugi, la modelo que labura con Listorti (no es socarronería: no recuerdo su nombre) y el modelo De Pineda. Digo, ¿tan bajo cayó la Gala más importante de la cultura local? ¿Y quiénes dieron el presente en la capital de la élite cultural autóctona? Mirtha. ¿Susana? ¿¿Chiche Gelblung?? ¡González Oro, Hadad y Longobardi! ¡¡Jorge Rial!! ¡¡¡Ricardo Fort!!! No digo que no puedan/deban ir. Lo que digo es que si esas son las figuras de la "cultura" que van a tu "Función de Gala" más importante, Macri, es que lo tuyo es menemismo explícito. ¿Una sóla figura de la Cultura Nacional no podés mostrar? Y... es poco para la capital sudamericana de la cultura europea, ¿no?
Ah, y Macri está pro-ce-sa-do. Con respecto a ese caso: Tognetti le recomendó a Majul que entrevistara al menos una vez a Sergio Burstein, como para que no fuera tan evidente.

Se viene el Mundial y la información pasará por ahí mientras Argentina tenga un desempeño acorde a lo que promete.

¿Cuáles deberían ser los items de la gestión de acá en adelante? Seguro que la actualización de la Asignación Universal por Hijo es prioritaria y será anunciada con bombos y platillos. Como corresponde.
Un proyecto que no tiene el tratamiento mediático que debiera (como muchas cuestiones, eso seguirá siendo así) es la Ley de Entidades Financieras, presentada por Carlos Heller. La democratización de la accesibilidad bancaria, del acceso al crédito y un mayor porcentaje destinado por ley para las Pymes y los microemprendimientos es un puntapié importante. Si hay algo que envidiarle a Brasil es esa "burguesía nacional" que acá generalmente fue poco burguesa y nacional. En ese sentido, la LEF puede ayudar.
Creo también que estimular aún más las economías regionales es un factor fundamental para trasladar el crecimiento que la mayoría de los economistas auguran para este año. 2 millones de turistas en este fin de semana largo (como en Semana Santa) sirve a ese objetivo.

No se me ocurren más ahora. Siéntanse libres de colaborar.

7 pusieron huevos y comentaron:

Javier dijo...

A mi se me ocurre aparte de entidades financieras , materializacion efectva del Banco de desarrollo ( varias veces anunciado ´por Cristina y tambien por Boudo)y plan de desarrollo industrial de largo plazo . Despues atender alguna demanda de lo pueblos originarios , por ejemplo eliminar el 12/10 e instituir el dia de la pacha mama o dejar ambos feriados .
La oposicion se quedo ya sin gas para lograr una crisis , ahra copn el mundial y una actuacion buena de la seleccion , digamos con semifinales , pum para arriba el gobierno y los opositores entran en una guerra de egolatria sen tre ellos para ver quien puede posicionarse para el 2011 , si la economia pinta bien , no creo que haya con que darle al gobierno en 2011 . Y que siga la alegria de estos días hermosos que vivimos .

Un abrazo

manuel el coronel dijo...

Nada compa, que 4 días de participación popular y celebración de "el ser argentino", vayan devolviendo en unos cuantos la politización y conciencia nacional tan necesarias para sostener el proyecto. Que calen hondo. Ojo al piojo, no es un dato menor me parece. La alegría del pueblo, digo.

Ricardo dijo...

Tenés razón, Javier: la idea de un Banco de Desarrollo alla brasileña ya fue tirada al ruedo un par de veces.
Otra cosa: ¿una reforma impositiva está lejos del horizonte? Leí por ahí que hay estudios que muestran que, por más que le saquen el IVA a productos de la Canasta Básica, eso no se trasladaría luego al precio sino a mayor ganancia de los Oligopolios alimenticios. Voy a ver si encuentro algo.
¡Abrazo!

Manuel: la politización de la sociedad es uno de los items a considerar en el haber del kirchnerismo. Y me parece fantástico.
Con respecto a las movilizaciones, yo, lejos, las miraba por TV y me brillaban los ojos de emoción.
¡Que fiesta, papá!
Un abrazo grande.

Sujeto de la Historia dijo...

Como de costumbre, muy bueno lo suyo.
Pero, si me disculpa, yo quiero disfrutar un ratito más esto...
Gran y emocionado abrazo

Ricardo dijo...

Tiene razón, Sujeto.
No se cumplen 200 años todos los días ni Carrió o Lavagna-Morales (2º y 3º creo en 2007) comandaron un festejo que -seguro- no sería tan popular.
¡Abrazo popular!

A.C.Sanín dijo...

Vea, Ricardo, la masiva partida de clase media alta desde esta urbe hacia lugares de esparcimiento fue una movida que contribuyó a generar espacio -no sólo físico- favorable a la irrupción del Pueblo en la Ciudad. Muy interesante, claro, el papelón de la convocatoria de Mauricio al Colón y su condigno tratamiento televisivo “en exclusiva” por el canal 13. Allí quedó clarísimo su entendimiento de la “alta cultura”. A ver, “qué te pusiste”. En fin, entre la fiesta popular y el bochorno elitista, queda claro quién ganó. Abrazo.

Ricardo dijo...

Sanín: ¡fue una goleada popular! No podía ser de otra manera tampoco. Como decía más arriba y un par de post atrás: los veía a los Cocineros Argentinos haciendo un locro y la gente respondiéndoles y me emocionaba; la gente cantando con Fito luego del 5-0 a Canadá y se me ponía la piel de gallina.

Macri, en cambio, desplegó una bandera argentina en el Colón y los oligarcas abonados lo deben haber querido matar, je.

La verdad es que aún para estos festejos la gilada que tenemos como oposición me sorprendió: se sacaban una foto todos juntos y le daban tapa y comidilla por un buen tiempo más a la farsa mediática. Pero ni eso.

Un abrazo.