lunes, 4 de octubre de 2010

La crítica de las críticas a la crítica de Hebe.


Un trabalenguas el título, ¿no? Pero de eso se trata. Quiero traer a colación un posteo de Alejandra Varela, quien hace una crítica de las críticas al discurso de Hebe en Plaza Lavalle, que fue a su vez una crítica al Tribunal Supremo de la Nación (persígnense al pronunciar su Alto Nombre: Corte Suprema de Justicia):

En esas acusaciones se deshistoriza a la Presidenta de Madres de Plaza de Mayo ( y con esto no quiero decir que se convierta en una figura intocable, paso previo para construir el autoritarismo) se la aísla como si sólo se tratara de una mujer enfurecida. Dejar de hablar de la dictadura implica también banalizar el dolor, no tener un mínimo gesto de piedad hacia el que fue torturado, asesinado, apropiado. Señala el modo en que algunos sectores de la sociedad carecen de la capacidad de ponerse en el lugar del otro, de entender un drama aunque no lo hayan vivido y padecido en su propio cuerpo. Esa manera de reducir la historia y lo político a mi esfera meramente individual y encima aspirar a que ese capricho se convierta en norma, no sólo se parece demasiado a la ideología del menemismo sino que también delata un modo en que la inteligencia de ciertos personajes se degrada sin que ellos parezcan notarlo.

No es mi propósito debatir el discurso de Hebe o su oportunismo político. Esa crítica ya fue realizada en otros blogs. Lo que quiero es rescatar dos cuestiones distintas del citado párrafo: por un lado la brillante oración final, que describe sintética pero certeramente el pensamiento de muchos que hacen un culto de la apolítica, sin poder comprender que es la Política la única que puede articular lo económico con lo social en favor de las mayorías en este mundo dominado por las Corporaciones Económicas. Pero algo de eso ya fue tratado en este blog.

En segundo lugar deseo resaltar la mención al autoritarismo, que tiene como paso previo la construcción de una figura intocable. Y es relevante porque Hebe atacó al más sacrosanto Poder de la República: a la Corte Suprema de Justicia. Es decir, a la Justicia misma. La misma Alejandra, al principio del post que cito, decía:

Parte de la riqueza y la excepcionalidad de la época que nos toca vivir tiene que ver con la posibilidad de empezar a cuestionar aquellos temas que hace unos años parecían intocables.
Dentro de esta categoría el periodismo y la justicia ocupan los lugares protagónicos (...) la independencia de poderes se sostenía en la ausencia de opinión sobre la justicia, especialmente de parte de los funcionarios del poder ejecutivo y legislativo. Quienes eran capaces de juzgar y sancionar a los demás (sea de forma virtual o real) no podían ser cuestionados por nadie.

Un resumen podría decir entonces que la opinión del Poder Judicial es inapelable y fatal, pero la del titular del Poder Ejecutivo no. Y me parece que en algún momento hay que dar el debate sobre la composición del único de los Poderes del Estado sobre el que el pueblo (el soberano en Democracia) no tiene injerencia. Quizás -y ojalá- no estemos lejos de ese momento.

Claro que la actual Corte Suprema es uno de los logros más importantes en cuanto a calidad institucional del kirchnerismo y de Néstor Kirchner mismo. Pero lamentablemente el accionar reciente de muchos jueces, siendo serviles y funcionales a un Poder que está más allá de los votos de los ciudadanos, nos demostró que la reestructuración de la Corte Automática Menemista -que realizó el por entonces Presidente Kirchner- debió ser parte de un proceso para una mejora integral de la Justicia y no sólo de un eslabón -ciertamente el último y más importante- de la cadena judicial.

Pero ya parezco un republicano cualquiera, pidiendo mayor calidad institucional en el Poder Judicial. Será una cuestión a encarar -espero- en el próximo turno presidencial, si la ciudadanía quiere acompañar a este proyecto nacional y popular con sus votos en octubre de 2011.

Sería Justicia.-

6 pusieron huevos y comentaron:

amateurista dijo...

que te molesta más, las decisiones de "un poder que esta mas alla de los votos de los ciudadanos" o que esas decisiones no sean del agrado de nestor?
"a esta corte no la pusimos para esto" zanini dixit, eso resume todo

Ricardo dijo...

amateurista: no le voy a sacar el cuerpo a tu pregunta: me molestan ambas cosas; pero más me molesta que una Ley por la que se peleó, discutió, debatió y militó tanto esté frenada en su aplicación para que una empresa siga manteniendo su posición dominante, oligo o monopólica.

Ahora te pregunto yo y espero que no le saques vos el cuerpo a la pregunta: ¿no te molesta que vos tengas que cumplir con las Leyes, como cualquier hijo de vecino, y no tengas la posibilidad de reunirte con -pongámosle- Lorenzetti para charlar si te conviene o no que se haga efectiva una determinada legislación?

Y no me corras con lo de Zannini porque creo que es más que obvio que esta Corte no tiene nada que ver con la Automática Menemista. Y no me digas que no te acordás que fue Kirchner el que sometió a consideración popular las designaciones de los magistrados, cuando era su potestad señalarlos con el dedo como fue siempre.

Saludos.

Unfor dijo...

A Amateurista le molesta que exista este gobierno, ya sabemos.
Donde -por lo que sea, por lo que quieras que sea- se les va cayendo la máscara a todos! Brindemos por eso.

Ricardo dijo...

Pero es bueno debatir. Ojalá don amateurista se prenda.

Abrazo, Unfor.

Roberto dijo...

Estan tan compenetrados en escuchar
a los ventura, majul, castro,
tennenbaum, leuco, patora santillán
que les queda prendido como un abrojo
678 miente, todo lo que propone o
hace el gobierno es autoritarismo,
tienen grabado en la frente el
logo del multimedio y desfilan
como el video DE WALL, es casi
imposible a un idiota hacerle
comprender lo que está a la vista,
además la justicia les pertenece
o al menos es a lo que estaban
acostumbrados, esperemos que los
"supremos" (yo le cambiaría el
nombre a la corte), les demuestren
la verdadera independencia y no
se peguen a corporaciones a las
cuales el pueblo no les interesa
más allá que le dejen ganancias.

Un abrazo!

Ricardo dijo...

Roberto: por lo que estuve leyendo en lo de Arballo (saberderecho.com), no soy muy optimista con respecto al fallo de la Corte sobre la cautelar de Clarín por el tiempo de desinversión.

Un abrazo.