sábado, 20 de marzo de 2010

Legalización del aborto: otras consideraciones

El tema viene del post anterior y quiero agregarle un par de consideraciones que, creo, hacen al debate de la legalización del aborto.

Un lector, en Artepolítica, planteó algunas preguntas en su comentario referidas al carácter de persona o no del feto, a partir de cuando consideramos que el feto tiene derechos y cuando hay o no vida humana.

El tema es extremadamente complejo y largo y no hay acuerdos al respecto todavía.Voy a tratar de aportar algo más al debate:

En primer lugar, el tiempo estipulado de 12 o 14 semanas se refiere al momento en que el embrión pasa a ser feto. Y no es caprichoso sino que se basa en la capacidad de este último -el feto- de sobrevivir por separado del cuerpo de la mujer gestante. ¿Se entiende? Se refiere de alguna manera a la individualidad del feto.

Se sabe que existen posiciones dogmáticas con respecto al aborto, pero también sabemos que eso se debe a la cultura judeo-cristina en la cual vivimos. En la antigua Roma, por ejemplo, la madre podía decidir abortar porque ella era dueña de su cuerpo y no se le atribuía al feto vida propia.

La disciplina encargada de dar respuesta a los interrogantes planteados es la bioética, y esta rama de la Ética está regida por tres principios normativos: el primero es el principio de beneficencia, el segundo el de autonomía y el tercero es el principio de justicia.

El principio de beneficencia comprende también el de no-maleficencia, que es primordial y uno de los preceptos básicos de la actividad médica ("primero no hacer daño"). Tiene un carácter utilitarista y es el de buscar el beneficio mayor.

El principio de autonomía implica a su vez un derecho de no-interferencia y una obligación de no coartar acciones autónomas. Este principio puede entrar en conflicto con los otros dos.

El tercer principio, el de justicia, no es tratar a todos por igual sino a cada uno según lo que le corresponde y es el principio ético del orden social.

El problema planteado es entonces la búsqueda del concepto de persona.
El Código Civil de la Rep. Argentina, en su artículo 30, define “persona” como todo ente susceptible de adquirir derechos y contraer obligaciones. Las “personas”, para la legislación nacional, pueden ser de dos tipos: físicas o de existencia visible y jurídicas o de existencia ideal.

A su vez, el artículo 52 del Código Civil dice que las personas de existencia visible son capaces de adquirir derechos o contraer obligaciones.

Y, finalmente, el artículo 54 afirma que las personas por nacer (feto y embrión según el artículo 63) tienen incapacidad absoluta. Entonces, si es así, no son “capaces” de adquirir derechos o contraer obligaciones.

Es un embrollo terrible.
A lo que quiero llegar es que no se ha conseguido establecer todavía ningún parámetro que permita indicar con claridad si un feto es o no persona.

El otro tema a considerar es si el feto o embrión tiene ya un estado moral independiente. Y aquí también hay diversas concepciones. Están quienes creen que el estado moral se logra a partir de la concepción misma y quienes creen que es un proceso que se logra con el tiempo. No hay un acuerdo generalizado. Yo adscribo a la visión de que es un proceso gradual.

Supongo que no aclaró mucho y el concepto que tenga cada uno de lo que es persona y de lo que define a alguien como ser humano moral son todavía de carácter personal.

Pero aquí vuelvo al post anterior y reafirmo que no es posible querer imponer una visión personal y privada como ley para toda una sociedad.

Doy un dato más para que pueda dimensionarse en forma cabal el número de 450.000 abortos por año en nuestro país.
En Argentina, por año, se producen aproximadamente 730.000 nacimientos. Es decir, por cada 1,62 nacimientos hay un aborto. No se llega ni a dos nacimientos por cada aborto. Es un grave problema de Salud Pública del cual pienso que no podemos abstraernos.

*Actualización: pego el link de Católicas por el Derecho a Decidir, un movimiento de mujeres católicas que promueven los derechos de las mujeres y la legislación del aborto. Gracias a Ladislao Fokas, de ArtePolítica, por acercarme el link.

14 pusieron huevos y comentaron:

musidora dijo...

Hola Ricardo
bueno, mi opinión, siguiendo a la filósofa Laura Klein de "Fornicar y matar" (2005), es que no es importante determinar si hay vida o no. Más bien habría que empezar aceptando que la hay, claramente. Una mujer embarazada que no piensa abortar sabe que lleva vida en su interior y hasta es capaz de mostrar la ecografía como si fuera la foto de su hijx, ¡y lo es!

Entonces si hay vida ¿deberíamos prohibir el aborto? No necesariamente. Porque esa molécula de vida está adentro de otra vida, mucho mayor, que puede no querer desarrollarla (la madre no aloja sino que construye sangre, carne y huesos del bebé) Es decir, la gestante puede desear interrumpir la vida. Y está en su derecho, no hay nadie que legítimamente pueda obligarla a esa tarea.

Quizás el tema del aborto, el problema del aborto, con todas sus complejidades pueda iluminarse un poco si lo acercamos a otros casos de "interrupción de la vida" como aquellos de personas en estado vegetativo. No se trata de que no haya vida, sino de en qué condiciones está esa vida y qué implica.
No sé si me explico.
Hay vida en la panza de la mujer que aborta, claramente. Y aún así, el aborto debe ser legal y no es equiparable a un asesinato.
beso
pau

Javier Trettel Buteler dijo...

Me seguís enseñando. Gracias Richard.

Ricardo dijo...

Paula: el tema es complejo y, como mostrás, hay posiciones distintas hasta entre aquellos que apoyan la legalización del aborto.
Vos hablás de vida pero el debate que se da, creo, es sobre la concepción de "persona" y de "ser humano moral e independiente".

Claramente el tema se relaciona con otros, como la procreación artificial, la investigación con células madres, nuevas terapias genéticas y la eutanasia.

Te agradezco mucho lo que aportaste a los posts y al debate porque me sirvió mucho y, espero, le haya servido también a los que por ahí leen y no comentan.

Javier: no, gracias a vos. Venía posponiendo tratar el tema porque quería hacerlo con mucho cuidado y respeto y tu post me terminó animando.

Anónimo dijo...

walter.

(ricardo,posteo aca sobre tu post en AP,por que esta esperando moderacion o algo asi...)

Mi opinion es la siguiente,el tema del aborto no es una cuestion moral ni etica,es una cuestion socioeconomica pura y dura,ya se que no es “politicamente correcto” expresarlo de esta manera,queda mas “lindo” perderse en disquisiciones morales religiosas,feministas e inclusive cientificas (y a veces pseudocientificas).Disquisiciones por demas esteriles,ya que es imposible llegar a puntos de acuerdo minimos,debido a las posiciones extremas que se aducen,en los multiples bandos,en este tema.

Un par de ejemplos,españa fue durante las decadas franquistas un puntal del antiabortismo europeo,al regreso de la democracia españa siguio teniendo politicas anti-abortivas extremas (como las nuestras) pero sucedio algo,españa empezo a pugnar por su entrada en la union europea,y uno de los requisitos que le impuso europa a españa,fue el tener una ley de aborto equivalente a sus pares de la eurozona,y es asi como españa paso de ser un pais de altas tasas de natalidad y sin aborto,a uno de los paises europeos en que mas se aborta y con tasas de natalidad aun mas bajas que el promedio europeo.

El impacto economico social fue enorme en españa.

Otro ejemplo es estados unidos,de las epocas de bush,quedo una corte suprema con mayoria conservadora,sin embargo esta corte pro-derecha no ha abolido el aborto,por que? Y aca entra a jugar el tema socioeconomico,lo que se preguntan los conservadores yankys (mas alla de sus posturas ultra religiosas) es,puede estados unidos competir en igualdad de condiciones desde el punto de vista economico,sin una ley de aborto libre,si sus principales “enemigos” economicos (japon,alemania,china,rusia,etc) si tienen leyes abortivas?.

En los paises desarrollados,el tema aborto se toma desde un punto de vista economico,aunque pour la galerie,le dan una patina de discucion moral,religiosa o feminista al igual que nosotros (aplaca consiencias seguramente).

Yo,al ser ateo,la unica “disquisicion moral” a la cual me puedo agarrar es una cientifica obviamente,en este caso no se si el tema de las 12 semanas tiene que ver con una cuestion de supervivencia del feto fuera de la madre (habria que consultar a un neonatologo ) viendo las dificultades que muchas veces pasan los sietemesinos para sobrevivir aun con cuidados medicos intensivos,creo que lo de las 12 semanas tiene mas que ver con la formacion de terminales nerviosas en el cuerpo y principalmente en el cerebro del feto,es decir,hasta ese momento en que las conexiones sinapticas empiezan a trabajar a “full” digamos,la capacidad de ser PERSONA de un feto empieza cuando es capaz de pensar,sentir,soñar etc. y eso solo sucede (es lo que recuerdo haber leido repito) a partir de la dosceava semana aproximadamente.

Anónimo dijo...

walter,sigue.

Estoy de acuerdo con una ley del aborto con limites precisos (12-14 semanas) pero tampoco quiero una ley de “aborto libre” como ocurre en estados unidos,en que una mujer puede abortar casi semanas antes del parto si quiere,en este caso con un feto con sus funciones cognitivas plenamete en uso y funcionales (segun los ultimos estudios,un feto en avanzado estado de desarrollo,piensa,sueña,juega,etc. la unica diferencia es que esta en el utero de la madre).

Por eso mismo pienso,que una cosa es abortar un feto en sus primeras etapas de desarrollo,sin consiencia alguna desde un punto de vista neuronal, con un bebe plenamente desarrollado y en uso de sus facultades mentales,ese seria mi limite.

Coincido con el posteante,que todo debe estar acompañado con una educacion sexual amplia,ya no solo a nivel educativo de menores en las escuelas,si no tambien a nivel adulto.Tambien con una amplia difusion y acceso a los multiples metodos anticonceptivos actualmete a disposicion.

Una ley de aborto (con los limites que exprese mas arriba)sumado al acceso a metodos de contracepcion y educacion sexual,tendria un enorme impacto en toda la sociedad,principalmente entre las jovenes y madres pobres,que son las que en su mayoria terminan desangrandose en las carnicerias abortistas ilegales.

pd Hasta los noventa,habia en el derecho penal argentino la figura del “infanticidio”,era algo asi como mujeres con una especie de “estres post-traumatico” debido a desajustes hormonales y sicologicos producidos por el embarazo en si o el parto,que en algunos casos terminaba en el asesinato del recien nacido,ante esto las penas eran bastante leves segun la jurisprudencia de ese entonces.

Hasta que llegaron los compañeros peronistas en los 90′ (que raro) y barrieron con el concepto de “infanticidio debido a estres post-traumatico”,lean el caso tejerina en jujuy si quieren mas datos.

(quizas leyendo el tema tejerina,alguno se de cuenta por que el FPV nunca presento un proyecto de ley de aborto durante su dominio del congreso a partir del 2003)

manuel el coronel dijo...

Excelente ricardo, hoy tuve una discusión al respecto, por que no leí este post antes!!!!

manuel el coronel dijo...

una cosa profe, como se llega a saber la cantidad de abortos si son ilegales, le pregunto cumpa anticipandome a la respuesta de quien va a discutir conmigo...

Ricardo dijo...

walter: te agradezco el comentario. Te contesté en Artepolítica y pego también acá mi respuesta.

El tiempo de 12 o 14 semanas tiene que ver con lo que decís y también con la capacidad de supervivencia del feto independientemente del cuerpo de la mujer gestante.

Con respecto a la formación del sistema nervioso, hasta antes de la 15va. semana se produce un primer período en el que las neuronas, todavía no maduras, comienzan primero a migrar para luego diferenciarse a neuronas maduras, se forman las vías de conexión y se establecen las conexiones.
A partir de la semana 15 de gestación, y aún hasta después del nacimiento, hay un segundo periodo de maduración en el que se diferencian los distintos tipos de neuronas corticales y el sistema nervioso continúa su maduración.

Con respecto a que no querés una ley de “aborto libre”: te va a gustar más el proyecto de Sabbatella entonces, porque diferencia la viabilidad de la vida del feto cuando el embarazo es producto de un delito contra la integridad sexual. En cambio el otro no establece plazo para la interrupción del embarazo si se trata de uno producido por una violación.

Yo creo que el de Sabbatella, aún siendo menos permisivo, está mejor redactado y se presta a menos confusiones, algo que creo que es siempre bueno para una Ley. Si se dejan demasiados resquicios abiertos y se presta a varias interpretaciones (¿qué es una violación?, por ejemplo) lo más probable es que no se aplique tan “facilmente” y se encuentren mayores resistencias.

Te agradezco el comentario y que le aportaras un nuevo punto de vista: el socio-económico. Debe ser parte del debate para que éste sea honesto.

Ricardo dijo...

Manuel: Gracias.
No se cuál es la metodología para calcular el número de abortos.
La cifra la dan el Indec y el Ministerio de Salud.

Pomez dijo...

Excelente la opinion de Musidora. Cuando un niño nace y pone en riesgo la vida de la madre, a quien privilegian los médicos?

Nix dijo...

¿permiso?
El art. 54 CC hace referencia a la capacidad para ejercer derechos. Hay que leerlo junto al 56 y 57: los incapaces pueden adquirir derechos o contraer obligaciones por medio de los representantes necesarios que les da la ley...
Siempre me pregunté si, llevado al extremo, el artículo 51 ["todos los entes que presentasen signos característicos de humanidad son personas de existencia visible"] estaba abriendo una puerta al aborto. ¿Qué vendría a ser "signos característicos de humanidad"? Una antropóloga me dijo alguna vez que lo que diferencia al ser humano de otros primates es el pulgar opuesto y la capacidad de raciocinio. ¿Puede un bb razonar? aunque es una línea de pensamiento que también llevaría a justificar ciertas prácticas eugenésicas moralmente reprochables [por lo menos para mi]

Por otro lado, a mi no me gusta eso del límite de las 12 o 14 semanas. Por lo que dice Musidora [si una mujer se alegra o se angustia con el evatest positivo porque ya sabe que tiene un bb, debería contar igual para abortar -pensándolo desde "sensación popular"-] y porque me parece que debe -¿debería?- existir un príncipio claro por el cual se permita el aborto.
En eso el proyecto de Sabatella -y varias experiencias de legislación comparada- no es coherente cuando permite el aborto libre hasta X tiempo, pero si existe peligro para la salud de la madre en cualquier momento. Digo, sentimos "prurito" por abortar luego de la 12ava. semana porque el bb se parece demasiado a un bb ya nacido [ateniendonos a la no exactitud de la ciencia médica, bien podrían calcular mal la edad del feto] pero si media una violación o un problema de salud nos bancamos el prurito. Entonces, si, hay principios rectores que nos dicen que a pesar de haber vida humana, persona humana podemos abortar. Asi como existe un prejuicio judeo cristiano, hay un prejuicio ¿progre? que no quiere admitir que matar es justificable en determinados casos. Y apela a la autoridad médica para lavar conciencias: "no, hasta X semana no se trata de un ser humano"... uff, bueno, no siento culpa [aunque tampoco es asi, todas sabemos que es una experiencia que deja marca]

En cuanto a la economía como rectora de nuestras vidas ¡Dios nos salve! [disculpe amigo ateo] Si para tantos temas decimos que es la política, la ideología, la que debe dirigir a la economía y no viceversa ¿en esto vamos a dejar actuar al mercado libremente? ¿y qué tan inteligente es la economía de la eurozona al permitir el aborto con su pirámide poblacional tan envejecida? ¿cómo sustenta su sistema previsional, si además suma las políticas migratorias restringidas?
Economía básica: si no podes mantener a tu hijo podes abortar. Bien, ahi llegamos. Un país con 10, 15 millones menos de personas [para ser como Australia, ¿vio?] pero no cualquiera. Los pobres sobran. En vez de políticas de inclusión social, los eliminamos en una generación o dos. Disculpen, paso.

En este tema no vamos avanzar imponiendo "la autoridad" del conocimiento científico. A riesgo de parecer cobista, diálogo y consenso. Tratar de convencer al otro no que sus ideas están mal, sino que su misma ideología le permite aceptar el aborto [en esto el trabajo de "católicas por el derecho a decidir" que linkeaste en algún lado -creo- es muy bueno]. Lograr que la actual legislación se cumpla. Y no que cada vez que tenemos un caso de aborto permitido se arme el gran debate nacional por si o por no [¡cuándo ya está permitido!]
saludos

pd. por lo poco que recuerdo de derecho romano, la autoridad del pater familias era bastante arbitraria hasta para practicar el infanticidio. ¿Pero que la mujer pudiera abortar porque era dueña de su cuerpo? voy a releer a Lapieza Eli. Por otro lado, y haciendo honor a la postura pragmática, en la antigüedad era mucho más económico practicar el infanticidio que el aborto. Menos riesgo de infección, más probabilidades de supervivencia para la mujer [Asesinatos en el paraiso, Marvin Harris]

Ricardo dijo...

Nix: bienvenida.

Primero pego el link de Católicas por el derecho a decidir acá y en el post también.

Es muy interesante lo que decís. No sólo lo del art. 51 sino sobre direccionar el debate hacia el consenso y no la imposición de autoridad.

Es cierto que, mirado así, el artículo 51 podría estar abriendo una puerta.

Con respecto al límite (12 o 14 semanas) quién sabe: por ahí si hay algún prejuicio progre en mi. O quizás judeo-cristiano, que se yo. Yo lo entiendo desde la ciencia y desde ese lugar me siento capacitado para opinar. :)

Y puesto a elegir uno de los dos proyectos elijo el de Sabbatella. No solo porque el límite está en 14 semanas de gestación sino porque creo que puede adquirir mayor volúmen político.
Lo importante al final del día sería que se apruebe alguno de los proyectos. Aparte, necesariamente, si algún proyecto tiene posibilidades ciertas de aprobación seguro habrá que negociar algunos puntos para conseguir voluntades. ¿Cuál sería el piso a defender entonces?

Tenés mucha razón cuando decís que no vamos a avanzar imponiendo "la autoridad". Pero, ¿cómo entonces?
Del otro lado hay dogmas. ¿Cómo "desdogmatizamos"? ¿Cómo convencemos a alguien de que su ideología le permite aceptar el aborto?

Yo, mientras no se me ocurra otra idea mejor, trato de argumentar. Por eso quise poner el acento en que es un problema de salud publica y que no podemos pretender imponer una visión del ámbito privado en el público.
Estoy convencido de que una mujer tiene derecho a elegir y ser libre. ¿Pero cómo convecés al que piensa que no y ni siquiera sabe que piensa eso?

Como decía también en AP, creo, hoy muchos médicos le esquivan al bulto y preguntan al Juez aún en casos permitidos. ¡Y encima después ves que el Juez falla en contra! Hay mucho miedo y una ley debería salir con mucho consenso social para erradicarlo.

Muchísimas gracias por tu comentario y tu aporte.

PD: lo que escribí de la antigua Roma lo leí en el libro de José Manuel Reverte, Las Fronteras de la Medicina.

Nix dijo...

gracias a vos, R. Interesante libro, lo voy a pasar a mis lecturas de la semana ;-p

No se si es fácil o díficil desdogmatizar. A mi me ha dado resultado, al discutir este tema con los no abortistas, aceptar su primer argumento: "hay persona humana". Y mostrarles con situaciones análogas como ellos [y el dogma] acepta que podes matar a otro, estás "justificado" y hasta seria pecado no hacerlo.
Naturalmente, no es el camino para que acepten una total liberalización del aborto. Pero por lo menos para que no entorpezcan los abortos no penalizados hoy.

De última, el argumento republicano: separación Estado - Iglesia, no imponer dogmas de una religión al que cree en otra cosa y que la responsabilidad del católico pasa por educar a sus hijos. Si su hijo está bien educado en los fundamentos de la fe, nada tiene que temer.

solo ideas...
saludos

pd. tiene razón sobre la actitud de los médicos. Con el tema último en Comodoro Rivadavia fue tragicómico cuando el juzgado le pidió al Hospital una opinión médica y le respondieron con una opinión jurídica [que no podían practicar el aborto porque era delito]. A veces temo que tanta discusión sea en vano. Si no hay médicos que quieran practicar abortos, que esté legalizado o no será lo mismo.

Ricardo dijo...

Nix: lo que decís de separación Estado-Iglesia es lo que quería marcar cuando, en el post anterior, hablaba de que es un tema de Salud Pública y que visiones propias del ámbito privado no se pueden imponer para el conjunto de la sociedad.

Y tenés un buen punto: al que cree que está mal o es pecado abortar no lo van a obligar. Es una decisión personal.

Con respecto a los médicos que no quieren practicar un aborto: están en su derecho de oponerse por objeción de conciencia. Siempre que haya otro profesional que pueda actuar.

El tema no pasa por ahí sino por el miedo. Existe miedo a practicar un aborto, por más legal que sea, por la condena social. Y por eso recurren a la opinión del Juez aún en casos donde no deberían hacerlo.
Ir a prisión, quedar inhabilitados por el doble de tiempo y una condena social que mancha la reputación de manera irreversible no es un panorama alentador para que nadie tome una decisión razonable.

Yo tomo lo que vos decís "Si no hay médicos que quieran practicar abortos, que esté legalizado o no será lo mismo" y lo amplío a que si no es la sociedad, el consenso instalado, el que cambia y entiende la problemática del aborto, que el aborto esté legalizado no cambia nada.

¡Saludos!