lunes, 7 de octubre de 2013

Colección subdural crónica

Como cuando el episodio tiroideo, debo primero decir que creo que el comunicado emitido por Scoccimarro cumple con su función informativa y, a la vez, no abunda en detalles innecesarios que se presten a especulaciones. Las habrá, por supuesto, pero no a razón del informe. Como entonces, consideramos conveniente evitar el exceso de datos que, antes que tranquilizar, consiguen el propósito opuesto.

Habrán leído bastante acerca de las HSDC a esta altura. Un par de datos contextualizados entonces.

De las complicaciones vasculares producto de los traumatismos craneanos, la HSDC es la más leve de todas. Comportan mayor urgencia, gravedad y compromismo las hemorragias extradurales (que ponen en riesgo la vida del paciente en las primeras horas), las hemorragias subdurales de evolución aguda o las hemorragias intraparenquimatosas (éstas, por lo general, productos de la hipertensión arterial antes que de los traumatismos craneanos -TEC-).

En segundo lugar, los TEC dependen en gran medida del mecanismo de producción: no es lo mismo golpearse la cabeza en un tropezón que chocar de frente, en moto y sin casco, contra un camión. Que el diagnóstico presidencial ocurriera más de dos semanas luego del traumatismo es indicación de que éste fue leve y probablemente no implicara pérdida del conocimiento al momento del golpe. Algo significativo en términos neurológicos.

En lo que respecta específicamente a la HSDC, su carácter crónico refiere que el vaso dañado es uno absolutamente menor y venoso. Reposo y control son medidas terapéuticas válidas. Más aún cuando ninguno de los datos aportados (sólo la cefalea, síntoma bastante común) lleva a pensar en daño parenquimatoso. Como podrán apreciar, datos todos más que suficientes para que los opositores al oficialismo sientan tristeza y deban apelar a la cristiana resignación: habrá Cristina para rato, Morales Solá.

Aprovechamos, por supuesto, para desearle a Cristina una pronta recuperación, mandarle cariños y fuerza y aconsejarle -¿ya lo hizo el Dr. Castro, neurólogo él?- que aproveche y descanse. Ser Presidente (o Presidenta) es un trabajo insalubre que no le desearía a mi peor enemigo (además, porque haría muchas macanas). Un amigo, hace poco -y no a propósito de esto-, me decía que nadie que valore su salud puede aspirar a tamaña responsabilidad. Un diagnóstico bastante realista, debo decir.

* Actualización: según la última información, Cristina deberá ser operada para evacuar la colección hemática. El motivo es la aparición de signos focales (hormigueo y disminución de fuerza en el brazo izquierdo), lo que modifica la propuesta terapéutica. Toda cirugía comprende riesgos. Las cirugías craneanas también, por supuesto. Se suma, además, lo que el imaginario social le atribuye a este tipo de procedimientos quirúrgicos.
Confiamos en la alta calidad de los profesionales y la institución involucrada (la Fundación Favaloro) y en la templanza de Cristina, a quien nuevamente le enviamos todo nuestro cariño y mejores deseos.

9 pusieron huevos y comentaron:

erges dijo...

Que asco me da lucas carrasco, lo digo en este blog, para no dejarle siquiera un comentario.

jfc dijo...

Con nuestra CFK, cerrando filas. Todos a una, fuenteovejuna.

para erges, por favor,
no gastar pólvora en chimango! do'nt metion him, ni acá ni allá ni acullá.
He morto,
se fini,
non esiste,

hasta la vista baby!!!

Iris van Kirsten dijo...

¡Todos con Cristina!, y a los canallas como el doctor Hubris y otros, mejor ignorarlos. No valen ni para el disgusto.

Daniel dijo...

Hay una novela de Tolstoi donde el tipo se pega contra una mesa, creo y la cosa se le harto complica hasta finalmente ser mortal; "Iván Ilich".
Quiero decir; no hay que subestimar a estos golpes, lo que no entiendo es como se cae en una operación de urgencia y no se hizo lo necesario antes. estamos hablando d un tiempo considerable.

Anónimo dijo...

Daniel, ella estaba en reposo y observación constante, justamente para ver si la sangre se reabsorbía sola, cosa que puede suceder (quizás vos o yo hemos tenido un cuadro semejante, no nos dio síntomas claros o los dejamos pasar, quién no tiene dolores de cabeza... Y se solucionó solo y ni siquiera nos enteramos ni nos enteraremos hasta que, por otro motivo, nos hagamos un estudio y el médico te dice: acá hay una cicatriz vieja); pero al aparecer otro síntoma más, el cosquilleo en el brazo izquierdo, decidieron no esperar y hacer la cirugía. En Favaloro no operan porque sí, pero cuando deciden que se requiere una cirugía no pierden el tiempo: te avisan hoy, te ponen en manos de un equipo que en horas hace todos los estudios pre-operatorios y al día siguiente ya estás en la sala de operaciones a las cinco de la madrugada. Si es así con un paciente cualquiera, ¡más todavía con un Presidente!

Va a salir todo bien, tengamos ánimo, que Cristina se repondrá perfectamente.

Saludos.
Esther

Ignacio Tazedjián dijo...

Cuando el turulo en el cogote, me mandé una plegaria atea (primero parecía cáncer, pero no fue, quien le dice que no se debió a la plegaria)
Ahora se trata de coágulo en el marulo:
vamos de vuelta con el rezo de diciembre de 2011:
"Ayer, mientras hacía el revoque fino pensaba…¿Cómo reza un ateo?…Fácil. No reza.

Pero…¿Un ateo que quiere rezar?… Yo quiero y balbuceo

Jehová , Inti, Pachamama, Quetzalcóatl, y todos los demás (Póngale Alá, Buda, y más).

Yo, pecador,

deseador de las prójimas de los prójimos, y de algunos de sus bienes. Que no perdona ni olvida algunas cosas. No pido perdón pa mi. Que se haga justicia.

Les pido por ella

que junto con el pingüino me devolvieron la esperanza.

Si bien ella multiplicó los panes,

no tiene verdaderos super-poderes, como dicen.

Como SI le dieron a Súperman y a otros nabos.

Nos consoló a los afligidos. Habló por la tele y rió. Y reímos. Y lloramos.

Hoy mis hijos tienen aprobado el subsidio por discapacidad. ¿Que quién lo otorgó?..

¡La yegua populista!

Yo, que con mi materialismo histérico no llegué a marxista practicante,

ni a peronista de la primera hora,

que me anoté tarde, cuando Néstor vivía.

Sé que Ustedes están para cosas importantes, por eso no jodo nunca.

Pero esto es otra cosa.

Tirando por la borda años de racionalismo occidental,

les ruego por esta mina, que es nuestra. La necesitamos acá abajo. (O arriba, si es Pacha, la que me está escuchando)

Sé que los pedidos exigen sacrificios.

Mirá Quetza…

arrancar corazones de algunos…ganas no me faltan,

pero culpa de Jehová y su “no matarás”, y la redundante culpa inculcada,

estoy limitado

aunque a veces, me pongo setentista y pensando en Europa quiero agarrar los fierros.

Y vos Jehová, ordená un cacho la tropa, que acá, en el cascote, en la unidad básica,

se te metió un nazi.

Inti… un poco te hacés el estrecho. Pacha te anda rondando

hace cuatro mil millones de años

y te hacés el estrecho.

Pachamama. Con vos si. Una diosa con nombre sudaca, una diosa hembra

calentona

madre

(casi digo peronista)

pequeñita, considerando los universos

los multiversos

A vos te daré vino en los asados,

te daré piza,

guiso

Te cuidaré un poco más.

Curámela.

No tengo conocidos. Me mando así, pechito gentil por la mesa de entradas. Pero atrás mío vienen más.

Yegua…

Te quiero.

Amén"

Ignacio Tazedjián dijo...

pd: en 2011 el nazi en la unidad básica, era Benedicto XVI

Ricardo dijo...

Esther: gracias por responder tan claramente la pregunta de Daniel.

Ando con problemas para conectarme. Razón por la que este post se escribió con la lectura de los medios a primera mañana.

Don Sudaca: como habrá visto, le afanamos el rezo.

Ignacio Tazedjián dijo...

parece que funcionó :-)