martes, 10 de mayo de 2011

Las propuestas electorales y el consentimiento informado

Mauricio Macri, al anunciar la declinación de su candidatura nacional por su reelección en la CABA, dijo que el PRO "va a tener una propuesta en octubre a nivel nacional". Es coherente, porque si de algo ha hablado mucho es de propuestas sin explayarse al respecto luego. Recordemos: también De Narváez tenía "un plan". En repetidas oportunidades sostuvimos que lanzar al aire generalidades como "clientelismo", "moral", "instituciones" y "república" tiene el oscuro propósito de evitar poner el foco en un programa de gobierno o -seamos buenos- algunas mínimas metas a ser alcanzadas. Basta recordar que a Menem se lo sacaron de encima gracias a que su apellido quedó ligado al concepto "corrupción" y no debido a sus políticas de flexibilización laboral, apertura a capitales especulativos y el resto del recetario del Consenso de Washington.

¿Qué sería del liberalismo si pudiera exponer sus propuestas? ¿Será que perdieron la batalla cultural porque ya sabemos que el derrame -su justificación última- no funciona? Lo dijo Vargas Llosa, uno de sus propagandistas estrellas: "También es interesante para nosotros, los que creemos en la economía de Mercado, tomar conciencia de que el hecho de que un país avance no garantiza de ninguna manera esos consensos si partes muy importantes de la sociedad quedan fuera del beneficio de la prosperidad que el resto de la sociedad recibe".

Corramos a Macri con el diccionario. La RAE define "propuesta" como: "proposición o idea que se manifiesta y ofrece a alguien para un fin". Está muy bien, pero ¿cuál es la proposición o idea que se ofrece y con qué fin? Ah, picarones, eso no lo quieren decir.

Tracemos un paralelo entre medicina y política. El político será el médico y el paciente el votante. La Ley 26.529 establece, en su capítulo III artículo 5º que debe entenderse por: "consentimiento informado, la declaración de voluntad suficiente efectuada por el paciente, o por sus representantes legales en su caso, emitida luego de recibir, por parte del profesional interviniente, información clara, precisa y adecuada con respecto a: a) Su estado de salud; b) El procedimiento propuesto, con especificación de los objetivos perseguidos; c) Los beneficios esperados del procedimiento; d) Los riesgos, molestias y efectos adversos previsibles; e) La especificación de los procedimientos alternativos y sus riesgos, beneficios y perjuicios en relación con el procedimiento propuesto; f) Las consecuencias previsibles de la no realización del procedimiento propuesto o de los alternativos especificados". El artículo 6º especifica su obligatoriedad.

Si lo resumimos -aplicado a la política electoral- podríamos decir que el voto es la declaración de voluntad suficiente efectuada por el votante. Y que para que éste pueda ejercer su derecho de manera plena debe contar con información clara, precisa y adecuada por parte del candidato o su partido. Esta información debe dar cuenta del estado de situación del país, del procedimiento propuesto con especificación de los objetivos perseguidos, los beneficios esperados, los riesgos implicados, información comparativa con procedimientos alternativos y las consencuencias de su aplicación o no aplicación para el conjunto de la sociedad.


Han dado pocas definiciones los candidatos opositores. Macri habló de reprivatizar -y seguro recibió una reprimenda de Durán Barba-, Carrió de reingresar al circuito de la deuda, Duhalde de militarizar la seguridad interior y Alfonsín -escasamente y cuando todavía intentaba representar a la centroizquierda- de sumarle desarrollo al crecimiento . La Ciudad de Buenos Aires, el único distrito gobernado por el liberalismo conservador ha mostrado algunos rasgos: menos educación pública y más privada y confesional, menos salud pública, más negocios inmobiliarios, endeudamiento con los organismos de crédito, la represión vía UCEP, el maquillaje vía bacheo y poda y la reducción del Estado como uno de sus objetivos al despedir a miles de trabajadores a poco de asumir.

Retomemos la pregunta del principio: ¿qué sería del liberalismo si pudiera exponer sus propuestas? ¿Qué sería del Establishment si tuviera que informar sobre sus propósitos? Podemos ver que han buscado conectar individualismo con progreso y, electoralmente, han intentado presentar candidatos posmodernos -de enunciados vacíos- para terminar de cerrar el círculo. El reverdecer del debate político que propició el oficialismo fue contra esa pretensión de vaciar lo político y así, mientras la gestión del kirchnerismo es su mejor carta de presentación electoral, los candidatos opositores y sus think tanks liberales se debaten entre seguir apostando al antikirchnerismo como discurso o renunciar a la pelea.

Quizás algo parecido pensaba Manuel Mora y Araujo cuando finalizaba así esta columna de setiembre de 2010: "...en gran medida, se trata de un desafío de competencia electoral en un mercado confundido y con poca información de la que es relevante y suficiente para tomar decisiones. Se requieren herramientas de análisis y de marketing electoral. Estas no van en contra de la política, pero no se agotan en el hacer político cada día. Mientras esas herramientas no se usan, la incertidumbre disminuye un poco… a favor de los Kirchner".

14 pusieron huevos y comentaron:

Unfor dijo...

Tremendo post, Ricardo.

Ricardo dijo...

Merci beaucoup.

profquesada dijo...

Es así, como vos decís y muy claro, la oposición cooptada por los grupos opositores hiperconcentrados que se la tienen jurada al gobierno popular porque representa un peligro real para sus intereses, no puede mostrar sus verdaderas intenciones, no puede exhibir sus verdaderos planes de gobierno. Así actuó en el Congreso y así actúa frente a la ciudadanía. Les juega en contra que el kirchnerismo revalorizó tanto el papel de la política como el del Estado, el papel de los acuerdos entre los sectores de la producción. Un montón de cosas que le dan solidez al proyecto nacional de Cristina. Se ve muy claro con la discusión en el tema de los accionistas representados por el ANSES, donde clara y democráticamente han perdido. No es que los capitalistas de pronto se hayan hecho socialistas, es que a diferencia de Clarín o Techint admiten los cambios porque no les dificultan los negocios ni les bajan las ganancias, todo lo contrario. Ahora, impedidos de decir la verdad, ¿como conquistarían al electorado sin el apoyo mediático del Grupo Clarín y sus satélites y del dinero de sus amos? No olvidemos la reunión de Magnetto con todos estos crápulas. El problema aquí y ojo no dudo que finalmente ganaremos la nacional. El problema digo es cuánto influirá en los votantes poco inclinados a la reflexión el bombardeo comecocos que se viene. Están jodidos pero siguen siendo un enemigo poderosísimo. No hay que dormirse.

Ricardo dijo...

Si recordamos esa reunión de Don Magnetto, todos los presentes cayeron en desgracia a pesar del rimbombante apoyo mediático clarinista.

Un abrazo, profe.

Ricardo dijo...

Que no se me malinterprete, Clarín y los medios opositores siguen siendo una oposición poderosa, pero ya no ordenan el mapa electoral como antes. Así como Macri, también tuvieron que "bajarse".

Y son los medios, precisamente, los que tendrían que preguntar y repreguntar cuando los candidatos esgrimen sus discursos vacuos.

¡Abrazo!

Pablo D dijo...

Una buena forma, Richard, de sacar el programa de los sátrapas, es dar organicidad a la oposición que hacen a todas y cada una de las cosas que propone CFK. De todo eso, surgirían sus propuestas.

Abrazo.

Ricardo dijo...

Sí, claro, pero a la vez la ciudadanía debería exigirles que digan qué es lo que piensan hacer. No es nada menos que su derecho.
Deberían exigir además que la prensa los cuestione respecto a sus programas pero bueno, ya sabemos que la prensa no es "independiente".

Un abrazo, Pablo.

Daniel H. Olivau dijo...

Muy bueno. Peeero, hemos sido aleccionados en la anti-política. No queremos que los políticos hablan en "tarzanesco": tengo un plan - igual que vos - contra la pobreza, etc. Nada muy complicado.

Cuantos leyeron un presupuesto ¿provincial, municipal o nacional? Si cuando Carlos Saúl dijo "ramal que para, ramal que cierra" vi a laburantes aplaudir esa barbaridad.

El ejemplo del médico es genial. Pero también está en nosotros, no seguir curandonos con el Dr. Nick Rivera de los Simpsons. Porque para este baile se necesitan dos ¿no?

Difruten el viaje.

PC: uso el plural para no ponerme en una especie de superioridad moral e intelectual que no poseo.

Algún Peronista dijo...

En Octubre, anuncia su candidatura a presidente de Boca, va por la Libertadores, la Sudamericana y el Campeonato Local. Ese es el plan secreto.

Ricardo dijo...

Daniel: puede ser. Pero por lo menos algunos lineamientos, no? Rol del estado, deuda, reservas, tipo de cambio, que sectores van a ser los alentados y como, los derechos reconocidos a los trabajadores, la AUH, etc.
Y si, para no caer en las manos del Dr. Sables (je) no tendriamos que tener verguenza en pedirle las credenciales a los medicos. Ya lo dijo Jauretche, refiriendose a la economia: si te explican y no lo entendes, te estan jodiendo.

Algun: no me preocupa. Quizas River este jugando en la B, jeje.

Abrazos.

Javier dijo...

Menem dijo que si hubiera dicho las cosas que pensaba hacer cuando subiera al gobierno, no lo hubiera votado nadie.

Por eso Alsogaray toda la vida dijo de ser de centro

Y Por eso Macri y el PRO supuestamente reniegan de las ideologías mientras se constituyen como la derecha perversa que goboerna la ciudad

Ricardo dijo...

Tal cual, Javier. Hasta Michetti anda por ahí diciendo "nosotros, los que somos de centroizquierda"... Lo peor es que ¡no se le cagan de risa en la cara!

Almita dijo...

Ricardo, excelente trabajo el tuyo. Muy bueno.
La propuesta.
Ayer escuché al pasar a Marcos Peña, del Pro, que decía "nosotros nos metimos en esto porque nos encanta".
Y pegué el grito "¿metimos? uno no se "mete" en la política, uno se "mete" en otras cosas...! en la política no te "metés", viene de adentro!"
Y lo de la propuesta, es lo mismo.
¿Cómo vas a tener una propuesta si te "metiste"? uno se mete en un taller de literatura, en pilates, no en política.
Con esa perspectiva, no, jamás tendrán una propuesta. Porque es como "meterse" en el catolicismo, ponele, ¿qué podés proponer así? nada.
Para tener una propuesta, te tiene que venir de adentro, de íntimas y profundas convicciones indeclinables e innegociables, lo cual obviamente, NO ES EL CASO.
Saludos y felicitaciones.

Algún Peronista: no, por favor, que no regrese a Boca.

Ricardo dijo...

Daniel, Algún: les había dejado un comentario de respuesta pero parece que formó parte de lo que Blogger y el viento se llevaron.

Daniel: la idea es esa, que el segundo que baila, nosotros, le exija a su médico detalles antes de aceptar alegremente. A varios manochantas se les acabaría el curro.

Algún: ojalá. Habría que preguntarle a Riquelme si así sería felí o no.

Almita: gracias. Obviamente lo de esos tipos no es el caso. Quizás por eso, del PRO, respeto un poco más a Pinedo. Lo veo más político denserio.
Además ese "meterse" es para intentar convencer al ciudadano ingenuote de que son como ellos y que, aunque creen que la política es algo malo, van y se "meten" -como quien se mete bajo el auto a llenarse de aceite y grasa de motor- para cambiar todo lo que nos hace mal por todo lo que nos hace bien, jeje.

Abrazos.