lunes, 30 de mayo de 2011

Mi voto es para Keiko Fujimori (+ videos)


Este título hará que mi amigo Javier me crucifique. Tranquilo, nada más lejos de mí que el pensamiento e ideario del fujimorismo. Aquí van mis impresiones respecto al debate.

En primer lugar, Patria de Funes Mori, dame una opositora como Keiko Fujimori. En términos generales creo que Keiko emergió mejor posicionada. Fue más elocuente, tuvo más aplomo y supo contestar las preguntas finales de manera -a mi parecer- más acabada. Su gestualidad transmitió mayor seguridad. Su actuación como parlamentaria puede ser una de las razones.

Quizás juzgo con mayor severidad a Ollanta Humala. Al sentirlo más cercano en términos ideológicos, comprometido con ideas con las que comulgo, me hubiera gustado que pudiera expresarlas mejor. ¿Qué pasó, Comandante? La Congresista lo puso en aprietos y usted titubeó. En alguna de las preguntas ciudadanas se fue por la tangente. En su alegato final habló más del fujimorismo que de sus propuestas. ¿Por qué no un "conmigo no, Fujimori"? ¿O un "hágase cargo, Fujimori"? Lanzar la sospecha del fraude lo coloca, además, en una posición de debilidad, algo que aprovechó bien la hija del Chino Alberto.

Los temas pactados fueron Lucha contra la pobreza, Seguridad y narcotráfico, Institucionalidad democrática y Economía e inclusión social. Utilizando la categoría futbolera, me animo a decir que el primer round fue un empate y Humala sólo sacó una luz de ventaja en el último. El segundo fue claramente para Keiko y, a priori, el tercero, Institucionalidad, era el momento para que Ollanta trajera a colación el pasado fujimorista. Sin embargo, contra todo pronóstico, fue Keiko quien supo poner a Humala contra las cuerdas al vincularlo a hechos de corrupción. Mencionar que cambió varias veces su plan de gobierno: otro acierto de la candidata de la derecha reaccionaria.

Seamos buenos: supongamos que a las palabras se las lleva el viento y que lo que quedan son las impresiones. Digamos dos a dos, a ver. Empate. ¡Los dos a la final! Pero los debates televisivos -aprendan de Sarlo, muchachos de 678- obedecen a la lógica televisiva antes que a la que podía funcionar en el Ágora. Y en eso Keiko estuvo muy bien. Mejor asesorada. Sus constantes apelaciones al "no confunda a la población, Comandante" o "no mienta, Comandante" -al tiempo que le dedicaba miradas solícitas- pueden haber quedado impresas en los lóbulos temporales y occipitales de muchos televidentes. Imposible no remitirse al menemismo cuando dijo "no los voy a defraudar". El candidato de la izquierda nacionalista, por el contrario, no fue capaz de instalar ninguna frase de impacto. Lo más picante de Humala fue esto:

"Señora Fujimori, usted dice defender los derechos de las mujeres más pobres, sin embargo durante el gobierno en el que fue usted primera dama se esterilizaron a 300 mil mujeres sin su consentimiento y usted tenía 26 años, no era una niña"

Keiko invirtió los términos y supo relacionar a Humala con lo peor del pasado fujimorista:

"Yo me enfrenté a Vladimiro Montesinos, usted en cambio hizo el levantamiento de Locumba, según declaraciones propias del señor Montesinos en el año 2006, para encubrir su fuga. Así es que hablemos las cosas claras señor comandante Humala. Aquí sabemos quién se enfrentó y quién encubrió al señor Montesinos"

Para cerrar, en sus cuatro minutos finales, Humala apeló al miedo, al recuerdo de la década fujimorista. Un error, en ese momento. Ese tiempo es para enamorar. Keiko, en cambio, afirmó que es ella quien va a tomar las decisiones y tuvo dos gestos que pueden ganarle nuevos votos: apeló a su condición de madre para decir que no permitirá que sus hijas sufran lo que sufrió ella por ser hija de Alberto Fujimori. Golazo, que le dicen. ¿El segundo? Pudo mostrar, al mencionar a PPK y Castañeda, el apoyo de otras fuerzas políticas.

Si yo fuera un ciudadano peruano, sin prejuicios para con Keiko u Ollanta y sin una clara posición ideológica, podría haber visto el debate así.










16 pusieron huevos y comentaron:

iris dijo...

Parece que Perú va a vivir el futuro del que Argentina se salvó en el 2003: una victoria menemista (a la peruana, claro está).

Ricardo dijo...

No creo que ya esté predeterminado.
Mi impresión es que hay un par de votos vergüenza. Tanto para Keiko, por el fujimorato, como para Humala, por su ahora renegado chavismo.
¿Cuál será más numeroso?

Saludos, Iris.

Unfor dijo...

Renegar y cagarse te hace perder votos. Es así Ollanta.
Además, poco confiable un tipo así.
Complicado el futuro para Perú y eso que llevan la camiseta de River (?).

ram dijo...

Vamos, Unfor, ¿"y eso que"? o "por eso"?

Unfor dijo...

Ehh Ram. No seas duro con el amigo Ricardo que la están pasando dura.

Ricardo dijo...

Unfor: aunque parezca que digo algo distinto en el post, no creo que la suerte esté echada. Pero sí vengo sosteniendo que la sinuosidad le puede jugar en contra a Humala.

ram: lo voy a acusar con mi mamá.

Javier dijo...

No te hagas problema Ricardo que yo no crucifico a nadie . Creo que lamentablemente OPeru esta lejos de protagonizar un porceso nacional y popular como los que se viven en Bolivia , Ecuadior , Venezuela , Argentina y en menor medida Brasil y muchisimo menor medida en Uruguaty y paraguay donde se podria hablar de un reformismo coservador . Creo que hay una larga batalla cultural para dar en Peru , en Colombia o en Chile y creo que al m,enos me conformo conque integren la Unasur un ambitoajeno al imperialismo en el que viven esos países .

Aprovecho para decir que me gusto que Ecuador desconfiara del acuerdo en Honduras dnde la mierda de la OEA que deberia desaparecer porque para aklgo creamos el ambito sin la presencia de EE UU ni Canada para que ellos solos se queden en la OEA , digo se estareconociendo a un gobierno nacido del golpe de estado de hace 2 años como el de Porfirio Lobo

Un abrazo

Daniel Olivau dijo...

Javier coincido con Ud. pero es que muchos de estos países, Colombia, Peru y Chile ¿no son la cabeza de playa de los gringos? Les cuesta dejar de ver a los yankees como los tutores de América.

Parráfo aparte lo del kamarada Ricardo aclarando muy bien que la lógica televisiva del debate favorece a quien mejor habla, se viste o más simpáticon/a cae.

Disfruten el viaje.

Ricardo dijo...

Es como decís, Javier. Son procesos diferentes. Acá empezamos a dar la batalla en serio en el 2003 y la embocamos de suerte con Kirchner. Quizás la construcción de Lula fue más trabajosa, pero en un país con una realidad distinta a la nuestra.
Chile, Perú, Colombia, son países que aún con neoliberalismo y TLCs están creciendo y eso, lo sabemos, dificulta los procesos de cambio. Nosotros tuvimos que atravesar diciembre de 2001, Venezuela el Caracazo y los sucesivos gobiernos, Bolivia ya sabemos, Ecuador la dolarización, Bucaram, etc.

Daniel: qué importante fue la telepolítica en 2009, ¿no? Y, para colmo, a Kirchner no lo pasaban o lo ponían editado.
Para Sarlo que lo mira por TV, je.

Abrazos.

K-Explícito dijo...

Es que Ud. lo está interpretando desde este paraíso de la democracia que es la Argentina... porque comparado con aquello... no?
Fíjese lo que hay pa'elegir.
Bueno, Sendero ha sido gran colaborador de todo eso, también.

Ricardo dijo...

Sí, sería difícil entender algunas cosas del Perú sin considerar a Sendero Luminoso.
Como con Colombia y las FARC, ¿no?

Abrazo.

iris dijo...

Ese es el motivo por cual soy tan pesimista con respecto a Perú.Tal vez necesiten pasar por otro gobierno de un Fuyimori sin la excusa de la lucha contra Sendero Luminoso justificando todas las barbaridades...En ese sentido, quienes más necesitan a las Farc en Colombia son los conservadores. Con la excusa de que lo primero es vencerlas se dejan de lado las reivindicaciones sociales más elementales.

K-Explícito dijo...

Ya en Colombia han tenido la mala experiencia de pasar a la vida pública-política y le asesinaron a su candidato a presidente, de muy buena performance electoral pronosticada, y volvieron a la selva, naturalmente.
Quiza Keiko necesite reflotar a Sendero, a esta altura más infiltrada que la rodilla de Román, muy funcional a lo que sabemos.

el de adentro dijo...

Muy buen post, no tuve tiempo de ver el debate pero así que me quedo con los mejores momentos. Igual algo de razón tiene la Keiko, por más que su apellido genere picazón. Es verdad que mientras Ollanta era el chico de mandados de Montesinos (la cosa viene de mucho antes de Locumba), Keiko era la principal opositora al poder de Vladimiro en el círculo de su viejo. Igual, hay que darle un changüi a Humala. No debe ser fácil salir a matar a la hija del jefe en un debate, je je je...

Ricardo dijo...

Iris: puede ser. Me parece que el contexto de crecimiento en toda Latinoamérica favorece a los oficialismos, sean estos del signo que sean.

K-Explícito: no descontemos el triunfo fujimorista, aunque me inclino a pensar que será finalmente la ganadora. Y creo que de ser ese el caso, intentará no repetir las cosas por las cuales se condenó al gobierno de su padre. Digo, le conviene y las condiciones no son las de los '90. Sí puede ser el gobierno más reaccionario y derechoso del subcontinente.

Abrazos.

Ricardo dijo...

el de adentro: jeje.
Ok, pero más allá del pasado, proponen cosas diferentes ahora. Me parece, además, que los dos candidatos estarán bien vigilados por el establishment local.

Un abrazo.