miércoles, 11 de julio de 2012

Krugman y España. Centro y periferia de la Comunidad euro(pea)

En La Vanguardia (España), en una muy interesante entrevista (analizada aquí en Indie Politik), Paul Krugman desgrana los que considera salidas posibles a la crisis financiera europea. En una nota titulada «Si Alemania no cede, el euro se rompe», dice:
PK: El principal problema de los países de la periferia entre los que se encuentra España es que no han podido depreciar su moneda. Por ejemplo, en España, al explotar la burbuja, el sector de la construcción estaba sobredimensionado. Al reducir su tamaño se generó una gran crisis que solo podía ser aliviada con el crecimiento de algún otro sector. Dada la falta de demanda interna la única alternativa era la exportación. El problema es que no era suficientemente competitiva. Si España hubiera tenido su propia moneda, hubiera podido conseguir la competitividad de sus productos a través de una devaluación. Pero al tener el euro, eso no era posible. Una alternativa era que los productos del centro aumentaran su precio en relación a los españoles. Es decir, para que España recupere competitividad se necesita que su inflación sea inferior a la alemana durante unos años. El problema es que Alemania, hoy, tiene una inflación cercana a cero. Por eso digo que sería importante que la inflación alemana aumentara.

XSM: ¿De qué nivel de inflación estamos hablando?

PK: Entre 4 y 5% en Alemania y entre 0 y 1% en España. El promedio europeo quedaría en un 3%. Eso debería ser suficiente para generar el ajuste necesario.
Como le decía a Sergio, es una solución posible (si Frau Merkel, el BCE y el FMI quisieran), pero que sólo acentuaría el carácter periférico y dependiente de España. Sería casi un barcelonismo: una solución alemana para los problemas españoles. Claro, posiblemente permitiría salvar el euro y, ergo, salvar a los bancos (sobre todo alemanes) que son, en última instancia, los organismos que toda la parafernalia puesta en acción desde la caída de Irlanda y Grecia intentan preservar.

El neoliberalismo y los palos: una relación simbiótica...

Nuevamente en condicional, podría ser una solución a corto plazo para la crisis española. Rajoy podría así evitar descargar ajuste y palos sobre la ciudadanía, y que el peso de los ajustes fueran "socializados" también en el centro europeo. Pero, pero, una solución que es económicamente viable no siempre es políticamente viable. ¿Podría Merkel resistir en su puesto si los alemanes percibieran que están pagando (con la plata de sus jubilados, je) parte del costo de la crisis? ¿Podría Merkel reelegir en 2013 si decidiera conformar a los países periféricos europeos pasando de una inflación cercana al 0% a una del 4 o 5%? Ay, porque, ¿es viable una solución sólo económica y no política?

Volviendo a España: una posible solución central a los problemas periféricos sería beneficiosa si, como en la metáfora bíblica, el pescado que le tire Alemania sirviera para proveer a España de una ventana de tiempo en la cual aprender a pescar. Para no abundar, voy a hacer mías las palabras de mi amigo Rick, quien en HUINCA (y hablando de Grecia pero aplica perfectamente para España), dice:
...El problema para Grecia, como lo fue para nosotros y quieren que vuelva a serlo, es siempre el mismo: haber sido economía periférica. O sea, creer que tu intercambio con la (cualquier) metrópolis es lo que te mantendrá en pie, que es lo que desde la metrópolis te hicieron creer. En el texto de Krugman, y en la vida misma, se ve.

Y la realidad es que lo que te mantiene en pie es el mercado interior, el intercambio de bienes y servicios dentro de tu ámbito de influencia, de lo que considerás "propio". Porque esa "propiedad" es lo que hace que necesariamente se busque el equilibrio. El comercio exterior, el intercambio con otras "propiedades" debe ser (es) sólo "la propina", la herramienta para obtener suministros de lo que por tus características, geográficas, climáticas, etc no podés desarrollar en tu "propiedad". Las elites te cuentan siempre otra cosa, porque las elites siempre fueron agentes de la metrópolis en nuestro territorio, y esto dicho sin acritud: ellos lo demuestran en sus modelos culturales, en sus usos sociales y en su constante apelación a la "libertad de movimiento de capitales" (compra de divisa extranjera y su fuga).

Krugman tendrá que hacer un esfuerzo adicional, y salirse de su corset mental. Sino simplemente habrá sido "el policía bueno".

9 pusieron huevos y comentaron:

profquesada dijo...

Bueno el mercado interno tiene (o impone) limitaciones obvias. Hoy es inviable una economía cerrada y autosuficiente, tanto por razones económicas como políticas. Quizás en un pequeño país equivalente a una de nuestras provincias más pequeñas con una población que vive en el medioevo sea posible, pero no en nuestro país, ni en Grecia, ni en España. Especialmente no tomando préstamos, escasa inversión externa y solo con ahorro interno es imposible mantener funcionando la máquina de la industria y del consumo sin importación de bienes e insumos. Y hay que pagarlos en divisas que hay que traer de fuera. En fin, es una búsqueda de un equilibrio inestable en un mundo que siempre está muy alejado del equilibrio.

Moscón dijo...

JA!El viejo truco de ponerle una zanahoria delante del burro para que tire del carro.Que originales.

Abrazo

iris dijo...

En realidad a la integración económica le faltó su componente político que creara un estado supranacional con las herramientas necesarias para controlar democráticamente al mercado unificado creado.
En vez de ello tienen un banco central totalmente independiente de la voluntad y los intereses de los europeos que no sean banqueros y las legislaciones le quitaron soberanía a los estados nacionales pero no se usaron para regular a las multinacionales.
Tampoco se hizo nada para compensar las asimetrías nacionales, más bien se las ahondó.

Ricardo dijo...

Profe: coincido. Algo así comenté en lo de Rick a cuento de ese posteo. Pero es innegable que aceptando el yugo de ser una economía periférica, dependiente del afuera, no hay ningún horizonte de autodeterminación posible.

Moscón: zanahoria o no, de última la salida que propone Krugman significaría menos palos en la cabeza de españoles...

Iris: es que, en definitiva, primero fue comunidad económica.

Abrazo.

profquesada dijo...

De acuerdo. Pero quizás hay que revisar lo de economía perisférica que está unido al concepto de dependencia. Sin menospreciarlos pertenecen más al plano ideológico que al de las políticas concretas. Estoy más de acuerdo con el mote de "emergentes" pero si nos consideramos desde una perspectiva regional y de bloques. Digo que no menosprecio el "viejo" concepto y creo que todavía es útil para leer algunas de las relaciones al interior de nuestras sociedades. Hay sectores que siguen planteando las relaciones en términos de subordinación, de no irritar al amo. El rol de Estado recuperado es fundamental para equilibrar los tantos en el difícil juego de la política. El caso del Paraguay lo pone en blanco sobre negro, poco futuro tiene en manos de esta gente, sin embargo, buena parte de la responsabilidad recae en Lugo que no supo o no quiso construir la organización política capaz de impedirlo. Ahora tiene que hacerlo desde el llano y con el apoyo externo de sus amigos regionales que ven en él un espejo de lo que no quieren que les pase. Abrazo

Anónimo dijo...

EL PROBLEMA TAMBIEN ES LA MENTALIDAD O LA CONCEPCION DOMINANTE. SI REVISAMOS LA TRAYECTORIA DEL ¿SR? DRAGHI Y SUS ANTECESORES, VEREMOS QUE JAMAS PODRAN PROPONER OTRAS MEDIDAS QUE LAS VISTAS Y LAMENTABLEMENTE LOS DIRIGENTES ¿SOCIALISTAS? (SALVO EL ACTUAL FRANCES) TIENEN IGUALES IDEARIOS, NO SE LES OCURRE OTRA OPCION. IGUALMENTE SE DEBERIA REVISAR A NIVEL MUNDIAL LA ACTUACION Y/O PERTENENCIA A LOS TRISTEMENTE FAMOSOS "CLUBES" YA QUE SOLO PROPICIAN ACCIONES A FAVOR DE LOS SISTEMAS FINANCIEROS

Ricardo dijo...

Profe: creo que en el caso de la Unión Europea, aplica bastante bien el término de periferia, porque de hecho fue lo que desde un principio cristalizó el bloque económico primero y el político luego, comandado por Merkel y -como dirían en Tucumán- a pelase'. Una división internacional no sólo del trabajo, sino, fundamentalmente, del comercio. Y nuestro país fue una economía periférica durante el menemismo porque la lógica de la política exterior estaba dominada por el principio del Realismo Periférico, de quien el hoy recontrakirchnerista Escudé fue uno de sus gestores intelectuales.
¡Abrazo!

Anónimo: coincido. En realidad no es que no puedan: saben que están ahí para llevar adelante precisamente ese tipo de medidas.

Saludos.

HUINCA dijo...

Recién me entero de que fui mentado. Me parece que no quedó claro lo que quise decir. Para mí justamente el modelo de "inserción en el mundo" que se pretendió y los bonellis siguen pretendiendo es ese, el de periferias que responden a un "centro". Eso es lo que este modelo cuestiona. Después podrán ser emergentes, lo que quieras; lo de periférico era porque no podía "ser" sin la existencia del "centro" o lo que llamé, a la vieja usanza, "metrópolis".

Ricardo dijo...

Rick: a mí me parece bárbaro lo de periférico. Si mirás la configuración económica de la UE, es tal cual.

Abrazo.